Erradiquemos el estigma y discriminación sobre los trastornos mentales

Vivimos en un mundo de etiquetas. Todos hemos escuchado el dicho: “Palos y piedras pueden romper mis huesos, pero las palabras no pueden hacerme daño” Pero las etiquetas no quedan como etiquetas. Las etiquetas conducen a juicios. Y las acciones conducen a reacciones inesperadas.

Mi tía conoció a una mujer que era bipolar. En ese momento, nadie entendía realmente lo que “bipolar” significaba. La gente la etiquetó como “loca” debido a sus excesivos cambios de humor. Esta etiqueta la siguió por el resto de su vida. Conforme pasó el tiempo, “loca” se transformó de una etiqueta en una definición. En lugar de compasión, recibió el rechazo. En lugar de apoyo, recibió aislamiento. Así que se puso delante de un tren y se quitó la vida . Sigue leyendo

Anuncios

(Infografía) Síntomas de Bulimia y Anorexia nerviosa

anorexia-y-bulimia

Bulimia

Síntomas

Generalmente las personas que padecen bulimia han sido obesas o han realizado numerosas dietas sin control médico. Tratan de ocultar los vómitos y las purgaciones, por lo que la enfermedad suele pasar desapercibida durante mucho tiempo. Los síntomas típicos de un cuadro de bulimia son los siguientes:

  • Atracones o sobreingesta de alimentos: El enfermo come una gran cantidad de alimentos en un espacio de tiempo muy corto. No tiene control sobre la ingesta y es tal la ansiedad que cree que no puede parar de comer.
  • Para prevenir el aumento de peso y compensar el atracón o el exceso de las comidas se provoca vómitos, utiliza laxantes, diuréticos, fármacos, o recurre a otros medios que le permitan controlar el peso, como la practica abusiva de actividades deportivas.
  • Los ciclos de atracones y vómitos se manifiestan un mínimo de dos veces por semana.
  • La autoestima del enfermo es baja y la identifica con su cuerpo.

Sigue leyendo

La alcohorexia (ebriorexia): anorexia y alcoholismo

ebriorexia¿Cómo identificar la enfermedad?

Una de las grandes preocupaciones a las que se suelen enfrentar las familias es la de detectar este tipo de trastornos alimenticios. La clave está en ser observador, prestar atención a los detalles y no precipitarse en las conclusiones.

Síntomas de la Alcohorexia:

En el caso de la alcohorexia  muchas de las señales son comunes con la anorexia o la bulimia. “Cortar la comida en trozos muy pequeños y removerla para que parezca que han comido. Mentir diciendo que ya han comido. Ir al baño habitualmente después de comer y permanecer allí durante largos periodos”, explica Yolanda Chércoles. Sin embargo, en el caso concreto de la alcohorexia cuando más atento hay que estar es durante los fines de semana o periodos de fiestas y vacaciones, en los que salir se convierte en algo normal y no llama tanto la atención, al menos en la actualidad, que los jóvenes salgan y beban constantemente.

No obstante, Yolanda recuerda que “no debemos precipitarnos en nuestras conclusiones puesto que salir y comer poco en esos períodos puede ser realmente una etapa propia de la edad o del momento”. No debemos alarmarnos innecesariamente y, sobre todo, “debemos asegurarnos de que esta práctica se produce sistemáticamente”, advierte. Sigue leyendo

El cerebro de las personas con anorexia nerviosa responde diferente a la comida

anorexiaCientíficos de la Universidad de California presentaron una investigación con hallazgos que, sumados a otros, resaltan el importante rol de los mecanismos cerebrales en los trastornos de la alimentación. Dichos descubrimientos podrían también tener implicaciones relacionadas al desarrollo de nuevos tratamientos para la anorexia nerviosa.

“Cuando la mayoría de las personas tiene hambre, están motivados a comer. Pero los individuos con anorexia pueden tener hambre y aún así restringir su ingesta de comida. Queríamos identificar mecanismos cerebrales que podrían contribuir a la habilidad de ignorar recompensas, como la comida,” dijo la Dra. Christina E. Wierenga, primer autora del estudio. 

Wierenga explica que su estudio mostró diferencias en la respuesta cerebral a las recompensas en mujeres recuperadas de la anorexia: “Mostraron una respuesta disminuida a las recompensas, incluso cuando tenían hambre. Esto es lo opuesto a las mujeres saludables sin un trastorno alimenticio, quienes mostraron mayor sensibilidad a las recompensas cuando tenían hambre”. Sigue leyendo

Cómo me convertí en “casi anoréxica”

anorexiaEl punto de partida fue un shock emocional: rompí con mi exnovio y en poco tiempo perdí 11 kilos. No es que antes estuviera gorda, usaba una talla 38 (62 kg, 1,71 metros), me veía bien, estaba fibrosa, mi peso se mantenía estable y aunque era más bien glotona por naturaleza, jugaba al tenis de forma regular, así que la idea de ponerme a dieta no entraba en mis planes.

Durante mi depresión post-ruptura, varias personas de mi entorno se preocuparon por mi salud física y mental. Esperaban que no cayera en una depresión y que no pusiera en juego mi vida por un tipo que me había dejado de un modo cobarde.

Me mantuve en ese peso durante varios meses. Comía poco y tenía el estómago encogido porque estaba muy triste y tenía la cabeza ocupada dándole vueltas al porqué del cómo de mi ruptura en todos los sentidos. Hasta que decidí que era el momento de sacar la cabeza de debajo del agua. Me obligué a ver mundo, a divertirme, a conocer hombres, y durante ese período en el que sacaba mi moral de esos calcetines miserables, me di cuenta de que también evolucionaban los comentarios de mis amigos con respecto a mi peso. Pasaron de la inquietud (“¿Qué tal va?”, “Espero que no le entre depresión”) a los piropos (“Qué guapa estás, se te ha afinado la cara y te queda genial”, “El vestidito te sienta de maravilla”). Sigue leyendo

Cleptomanía

cleptomaniaLa cleptomanía es un trastorno complejo caracterizado por reiterados intentos fallidos para dejar de robar. Se ve a menudo en los pacientes que son químicamente dependientes o que tienen un estado de ánimo que coexisten, ansiedad o trastorno de la alimentación. Otros trastornos mentales coexistentes pueden incluir la depresión mayor, ataques de pánico, fobia social, la anorexia nerviosa, la bulimia nerviosa, abuso de sustancias y el trastorno obsesivo-compulsivo. Las personas con este trastorno tienen la imperiosa necesidad de robar y conseguir una emoción de hacerlo. El acto recurrente de robar puede ser restringido a los objetos y contextos específicos, pero la persona afectada puede o no puede describir estas preferencias especiales. Las personas con este trastorno suelen mostrar culpabilidad después del robo.

La detección de la cleptomanía, incluso por otras personas importantes, es difícil y la enfermedad a menudo pasa desapercibida. Puede haber objetos y ambientes en los que se produce el robo preferidas. Una teoría propone que la emoción de robar ayuda a aliviar los síntomas en las personas que están deprimidas clínicamente. Sigue leyendo

Los cambios psicológicos en la pubertad

pubertadTu princesita del año pasado ahora te ve con desprecio. Tu niño que jugaba feliz en el jardín, ahora es un adolescente que se rehusa a salir de su cuarto. ¿Qué pasó? La variedad de cambios físicos que sufren los chicos en la pubertad les llevan a experimentar cambios psicológicos y sociales. Pero no te desesperes, los terminarán por asimilar.

La pubertad es una etapa de transición entre la infancia y la vida adulta. Es durante este período que se definen muchos aspectos de la personalidad. Por ser una etapa de cambios físicos, está acompañada de inquietudes que afectan a los adolescentes a nivel emocional. Los padres pueden jugar un rol muy importante para darles confianza durante este período. Sigue leyendo

La anorexia nerviosa

infografia-anorexia

La anorexia nerviosa es un trastorno alimentario caracterizado por un miedo intenso a ganar peso. Debido a este miedo, el individuo afectado deja de comer llegando a rebajar su peso hasta un 85% del peso normal para su edad y altura.

Sigue leyendo

Anorexia (Ana) y bulimia (Mia): cuando comer es una pesadilla

“La anorexia se apoderó de mí y siento que me destrozó. Lo siento recién ahora, después de 8 meses de tratamiento. Quizá parezca exagerado, pero te destruye tanto como la droga o el alcohol. Para recuperarte, tienes que volver a empezar de cero. Durante más de dos años di vuelta toda mi vida, mi mentalidad, mis valores. Es como si hubiera hecho una maraña de cables gigantesca y ahora no sé por dónde empezar. Pero de lo que estoy segura es de que, cuando esa maraña esté deshecha, no se va a parecer en nada a lo que era antes. Ningún cable va a estar en el mismo lugar. Ya me cuesta saber quién soy. La que era antes, ¿dónde está?”

Estoy segura de que si oyes los términos Anorexia o Bulimia, sabrás de qué estoy hablando, ya que en los últimos años además de aumentar su incidencia en la población, también han aparecido de forma más frecuente en los medios de comunicación. Sigue leyendo

Estrés y depresión: detonantes de la anorexia y la bulimia

Hoy en día el deseo de lucir una escultural figura empuja a muchos chicos y chicas a someterse a rigurosas dietas, que si no son debidamente orientadas y controladas, podría generar severas consecuencias de orden alimenticio en su salud física y mental. La anorexia y la bulimia son de los más conocidos.

Muchas veces el origen de este desorden alimenticio en adolescentes son el resultado de depresiones, baja autoestima, estrés y malos hábitos de nutrición, entre otros, influenciados por las comidas de moda, la publicidad, o complejos físicos corporales. Sigue leyendo

Los trastornos de la personalidad

¿Que entendemos por personalidad?

La personalidad puede definirse como el conjunto de rasgos emocionales y de conducta que caracterizan a una persona en su vida diaria y que son relativamente estables y predecibles.

Los rasgos de personalidad son pautas duraderas en la forma de percibir, relacionarse y pensar acerca del entorno y de sí mismo, que se hacen patentes en amplios contextos sociales y personales.

Solo cuando los rasgos de personalidad son inflexibles y desadaptativos, y causan deterioro funcional significativo o malestar subjetivo, puede diagnosticarse un trastorno de la personalidad. Sigue leyendo

Audrey Hepburn, retrato psicológico

A pesar de que hayan pasado veinte años desde su desaparición, Audrey Hepburn continua siendo ese atractivo icono que un día Andy Warhol inmortalizó en sus lienzos Pop Art; su rostro, su figura, vienen a representar un modelo de eterna elegancia y distinción que aún ahora las nuevas generaciones desean imitar a pesar de los riesgos, y es que una de las cosas que nos ha transmitido desde siempre ese fotograma de Audrey Hepburn asomándose a las vitrinas de Tiffany, es que la belleza, está asociada a la delgadez.

Nunca más lejos de la realidad. Los trastornos alimentarios que sufrió esta gran actriz quedaron durante bastante tiempo bajo la mordaza del silencio; para muchos, sólo queda ese rostro de belleza frágil que las modas se empeñan en imitar, y son muy pocos los que logran entrever a esa mujer que se superó a sí misma para darlo todo por los demás. Sigue leyendo