El tabú de ir a terapia

Natalia Parodi2Porque no soy débil. Porque qué dirán los demás si se enteran. Por no aceptar que podríamos tener problemas. Porque nos pueden decir que estamos locos. Porque es muy caro. Porque no necesito ayuda. Porque yo puedo solo. Porque demora mucho. Porque no confío. Porque mis problemas son privados. Porque para hablar de mis cosas tengo a mis amigos. Porque los psicólogos son unos charlatanes. Por vergüenza. Por culpa. Por miedo. Porque son chismosos, morbosos que todo quieren saber de uno. Porque no son más inteligentes que yo. Porque no puede entenderme si no ha vivido lo mismo que yo. Porque no entiendo de qué se trata una terapia.

Cuando tenemos dificultades quisiéramos cerrar los ojos y que al abrirlos de pronto todo fluya sin pensarlo tanto. El asunto es que no funciona: resistirse a ver un problema no hará que desaparezca. Una cosa es protegernos y otra cosa es estar a la defensiva. Mucha gente sufre convencida de que la culpa de sus problemas es de otro (papá, mamá, esposo). Y si bien es cierto que puede haber gente que nos dañe, no es verdad que ellos son la única razón de nuestro malestar. No debemos mirarnos como víctimas impotentes. Aunque a veces sintamos que no, todos tenemos los recursos para salir adelante. Una terapia te ayuda a darte cuenta de eso, a ver qué parte de ti está dañada y cómo, te acompaña a sanar las heridas y descubres cosas positivas de ti mismo que no habías visto. Sigue leyendo

¿Nunca te cansas de fingir que todo está bien?

fingirYa no soportaré más algunas cosas, no porque me haya vuelto arrogante, sino simplemente porque llegué a un punto de mi vida en que no me apetece perder más tiempo con aquello que me desagrada o hiere.

No tengo paciencia para el cinismo, las críticas excesivas y exigencias de cualquier naturaleza. Perdí la voluntad de agradar a quien no agrado, de amar a quien no me ama y de sonreír para quien no quiere sonreírme.

Ya no dedicaré ni un minuto a quien me miente o quiere manipularme. Decidí no convivir más con la pretensión, hipocresía, deshonestidad y elogios baratos. No tolero la erudición selectiva y la altivez académica.

No me mezclaré más con el gentío o la chusma. No soporto conflictos y comparaciones. Creo en un mundo diverso y por eso evito personas de carácter rígido e inflexible.

En la amistad me desagrada la falta de lealtad y la traición.  No me llevo nada bien con quien no sabe elogiar o incentivar. Las exageraciones me aburren y tengo dificultad en aceptar a quien no gusta de los animales. Y encima de todo ya no tengo paciencia ninguna para quien no la merece

Meryl Streep, texto adaptado por genial.guru Sigue leyendo

5 Claves para transformar tus derrotas en victorias

Transforma-Tus-Derrotas-En-VictoriaTodos en algún momento de nuestras vidas enfrentamos situaciones que nos hacen sentir derrotados, golpeados o desanimados, son experiencias que a primer momentos nos superan.

La buena noticia es que si aprendemos a transformar esas derrotas en victorias, el sentimientos será totalmente el opuesto y además nos enrumbaremos hacia el éxito. Por eso a lo largo de este artículo aprenderás cinco claves que te ayudarán a transformar tus derrotas en victorias, para que así avances en tu vida y triunfes en todo lo que te propongas.

La realidad es que hoy en día muy pocas personas están preparadas para enfrentar fracasos y derrotas, es por eso que cuanto un problema les golpea personalmente, su primer impulso es venirse abajo emocionalmente, y está es la razón por la cual se quedan estancadas y atadas a la mediocridad. Y ese es el fallo, que no aprenden la lección, sino se dejan abatir por la situación.

Después de todo, la única diferencia entre una persona mediocre y una persona triunfadora radica en su reacción ante las derrotas y el fracaso. La persona triunfadora salta por encima de ese fracaso, aprende una lección, olvida la derrota y progresa, al contrario de la persona mediocre que se deja abatir por la situación, y se rinde. Sigue leyendo

La Brújula Interior | Completo

La brújula interior es un libro original, sorprendente y por encima de todo distinto: un nuevo paradigma para entendernos a nosotros mismos y a los demás. A través de una serie de cartas divertidas, apasionantes y lúcidas, se abre a los ojos del lector una nueva perspectiva para entender la vida, para desarrollar la creatividad, para comprender mejor lo que significa una existencia autónoma y feliz.

Los términos “misión”, “meta”, “objetivos”, “posicionamiento” forman parte del trabajo habitual de un ejecutivo o directivo. Pero curiosamente estas palabras rara vez son utilizadas para la definición de una misión en la propia vida, de un posicionamiento personal o de unos objetivos que lleven a la propia realización.
La brújula interior nos invita a reflexionar sobre estos temas, y nos brinda las herramientas para hacerlo, y lo que es más importante, nos ofrece un método para que recobremos algo que nunca debimos haber perdido: ser los directores de nuestra propia vida.

Álex Rovira – Autor

El uso del refuerzo en la vida cotidiana

refuerzoEn este post, abordaremos la importancia que tiene el uso del refuerzo como elemento motivador en la conducta de la persona en todas las etapas de su desarrollo evolutivo, desde la infancia hasta la adultez.

Y es qué, ¿a quién no le gusta que lo refuercen?

El uso del refuerzo positivo, el reconocimiento de nuestro trabajo, o de nuestras acciones, el halago, que nos legitimen, que nos validen. Nos hace sentir bien, satisfechos, y quién diga que no, que me permita ponerlo en duda.

¿Y por qué, sin embargo, tenemos la tendencia de focalizar los aspectos negativos de las personas, circunstancias o situaciones? Añadimos un pero a casi todo, y nos olvidamos de otorgar valor positivo a las personas, y a las situaciones. Sigue leyendo

El poder afectivo — Reflexiones para vivir mejor Cap. 30

En la mayoría de parejas se establece una lucha por el poder, la cual puede entenderse como una confrontación de debilidades. Hoy en reflexiones para vivir mejor, Walter Riso hablará del “Poder afectivo”.

Fuente: Phrònesis