Cómo convivir con una persona con trastorno límite de la personalidad

BorderlineConvivir con una persona con trastorno límite de la personalidad (TLP) genera, hasta que conocen los síntomas, mucho estupor y confusión en los familiares y amigos del enfermo porque no comprenden los motivos de su comportamiento que podría calificarse como caprichoso y excéntrico.

Dos son las características propias de los pacientes afectados por TLP: la inestabilidad emocional y la impulsividad.

La primera se manifiesta en los cambios de humor, que le ocasionan grandes conflictos con los demás, y en el establecimiento de vínculos, pues sienten que pueden ser rechazados o abandonados. Todo ello proporciona unas relaciones sociales inestables, con gran­des cambios en la valoración de sí mismo y de los demás. Sigue leyendo

Anuncios

¿Trastorno Límite de la Personalidad o Trastorno Bipolar?… ¿Cuál es la diferencia?

BorderlineEl Trastorno Límite de la Personalidad  (llamada también Borderline) es a menudo sobre-diagnosticado (por médicos a los que no les gusta el paciente) o sub-diagnosticado (por clínicos que “no entienden” el diagnóstico).

Se lo suele asociar con otras patologías, sobre todo con la depresión y especialmente se confunde con el Trastorno Bipolar. La confusión es entendible porque ambas patologías se caracterizan por cambios de humor, irritabilidad y conducta errática. A medida que sabemos más acerca de la neurobiología de ambas enfermedades encontramos similitudes fisiológicas pero  la 3º, la 4º y la 5º edición del DSM, en los últimos 30 años, distingue claramente ambos diagnósticos.

Hay tres diferencias básicas:

1) El trastorno límite produce ciclos más rápidos que el trastorno bipolar, a veces hasta varias veces en un día.

Sigue leyendo

¿Sólo los depresivos se suicidan? Los riesgos de una falsa creencia

ayuda-suicidioEl suicidio sigue siendo, lamentablemente, un tema tabú. Pero lo que no se puede ocultar es que es la primera causa de muerte no natural en España. Según el INE en 2012 (últimos datos publicados) más de 3.500 personas se quitaron la vida, el 77% eran hombres. La sociedad no sabe cómo actuar, porque ni siquiera la administración tiene un plan nacional de prevención e intervención para el suicidio, cosa incomprensible ya que el suicidio causa 70 veces más muertes que la violencia doméstica y el doble que los accidentes de tráfico. Por si fuera poco, la asociación de investigación, prevención e intervención en el suicidio (AIPIS) advierte que las estadísticas se quedan cortas, entre otros motivos, porque muchos de los suicidios no se consuman en el acto y la muerte se produce días después registrándose así otra causa distinta.

El Suicidio, como vemos, es un problema muy complejo en el que intervienen factores psicológicos, sociales, biológicos, culturales y ambientales. Arrastra con él ideas y creencias equivocadas. Las personas suelen preguntarse “¿cómo es posible?”, “¿cómo puedes querer quitarte la vida cuando lo tienes todo?”, “¿se podía haber hecho algo para evitarlo?”,etc. La incomprensión, la culpa, la vergüenza son sentimientos que suelen cargar las personas allegadas.

Antes de seguir leyendo hagamos una prueba, intenta imaginar por un instante a una persona que quiere suicidarse. ¿Cómo la visualizas? Si has imaginado a alguien profundamente deprimido, llorando desconsoladamente, y pensando una y otra vez si la vida merece la pena vivirla, estas cerca del perfil real, pero no del todo. La depresión clínica o depresión mayor es el trastorno mental que mejor predice la conducta suicida, supone un riesgo de suicidio 20 veces mayor respecto a la población general. Su incidencia es tal que la OMS asume que entre el 65-90% (según estudio y población) de los suicidios e intentos de suicidio se relacionan con algún grado de depresión. Sigue leyendo

Trastorno del Control de los Impulsos

impulsosEste trastorno se caracteriza porque la persona que los padece tiene dificultades para oponerse a la necesidad de llevar a cabo un acto perjudicial para sí mismo o para los demás.

Generalmente la persona experimenta una sensación de tensión y malestar que se alivia cometiendo el acto impulsivo, y que se torna placentera en el momento de llevarlo a cabo. Tras el acto puede haber arrepentimiento o no.

Trastorno Explosivo Intermitente

Los episodios de descontrol aparecen de manera aislada.  Los ejemplos mas representativos de estos trastornos son: destruir  la propiedad, dañar físicamente a otras personas y perpetrar agresiones verbales como insultos o amenazas.

El grado de agresividad que se desencadena es desproporcionado en relación a la situación que lo origina. Sigue leyendo

Trastorno Límite y Amenazas Suicidas: derribando el mito de la manipulación

trastorno-limite-de-la-personalidadTrabajo con personas diagnosticadas con Trastorno Límite de la Personalidad (TLP o Borderline Personality disorder) dentro de un equipo en el cual aplicamos Terapia Dialéctico-Conductual (DBT) que es uno de los tratamientos con mayor apoyo empírico para dicha patología. 

Estas personas llegan al consultorio en general bastante tristes y desesperanzadas porque tratamientos anteriores han fracasado. Parte de ese malestar surge del hecho de que las personas a su alrededor suelen sostener que son manipuladoras. Les duele porque lo experimentan como algo inexacto, porque sienten que eso no habla de ellas. Sigue leyendo